cabecera

ESTUDIO DEL ANTIGUO EGIPTO EN CHILE













Equipo Egiptología.cl





El Boletín Nº XVIII del Museo de Historia Natural de Chile, año 1940, publica un artículo sobre las momias egipcias que esa entidad posee. El texto, perteneciente a la Dra. Grete Mostny, establece la existencia de dos momias, un sarcófago de cartón piedra y dos ataúdes de madera. En el documento, de 17 carillas, la antropóloga entrega una traducción y explicación de las inscripciones del sarcófago y los ataúdes de madera. Sobre las momias, sólo identifica a una como de sexo masculino aunque no explica de qué forma llega a esa conclusión. Al final del escrito, hay una lámina que muestra el sarcófago y uno de los ataúdes de pie, en un plano general y de frente.

Al momento de ser redactado, las piezas egipcias estaban en exhibición en el segundo piso del museo. Actualmente, no es posible verlas y se encuentran en los depósitos del edificio. Este reporte representa, por lo tanto, el único " estudio " que existe sobre los ejemplares del Antiguo Egipto, la única forma de aproximarse a ellas y ya tiene más de 60 años. Dada esta realidad y los avances en la egiptología, el tema generó nuestra atención. ¿Qué más y nueva información nos podían entregar estas piezas?

Como grupo amante de la Historia del Antiguo Egipto nos sentimos atraídos por la oportunidad de trabajar con un material exclusivo y fundamental en una investigación, las fuentes primarias. Pero también, por la posibilidad de rescatar del anonimato un patrimonio que consideramos de alto valor arqueológico y docente. Presentamos a la dirección del Museo de Historia Natural de Santiago de Chile un proyecto para realizar un nuevo estudio de las piezas. Esta labor se enfoca en la traducción y reinterpretación de las inscripciones, además de una investigación sobre la procedencia de los objetos, su registro visual para archivo, y su datación. Posteriormente, se incluirán estudios a las momias, restauración y conservación de los bienes.

Para ello ideamos un plan de trabajo que ha sido aceptado por la institución y que contemplará, en su primera fase, la realización de un registro fotográfico detallado del sarcófago y los ataúdes para obtener un material idóneo de análisis. Las imágenes serán enviadas a nuestros colaboradores en el extranjero, egiptólogos que desinteresadamente han aceptado ayudarnos, para que realicen las traducciones e interpretaciones correspondientes.

A medida que vayamos obteniendo resultados, los iremos publicando en nuestro portal.

De este modo, queremos compartir con toda la comunidad interesada en el tema del Antiguo Egipto, nuestros avances en el camino por conocer un poco más a quienes formaron parte de esta extraordinaria cultura de la Antigüedad.